Los Principio de Empoderamiento de la Mujeres (WEPs), que ofrecen una guía para la promoción de los derechos de la mujer en el lugar de trabajo, los mercados y en la comunidad, tiene un nuevo socio. Se trata de Itaú, el banco privado más grande de América Latina, que firmó un acuerdo con ONU Mujeres para reafirmar su apoyo y compromiso institucional de avanzar hacia la igualdad de derechos y oportunidades.

El convenio se da en el marco de las políticas de diversidad que desarrolla Itaú y se compromete a fomentar la competitividad e impulsar buenas prácticas que reflejen el modelo de sociedad deseado para promover un ambiente donde las oportunidades económicas y sociales sean las mismas para hombres y mujeres.

La firma se da en el contexto del programa «Ganar-Ganar: la igualdad de género es un buen negocio», que promueve ONU Mujeres. «Es ganar-ganar no solo porque es un buen negocio sino esencialmente porque potencia un ambiente de respeto e inclusión de las diferencias, generando un buen clima para los equipos y nos compromete con un futuro mejor», dijo Leandro Perasso, director del Area de Personas del Banco Itaú.