Las energías renovables están en boca de todos pero avanzan muy lentamente en el mundo. Como van las cosas, sólo llegarán al 21% de la generación eléctrica mundial en 2030.

Así fue revelado durante el Foro de Energía de Viena, realizada este mes, que tuvo la asistencia de 1.500 delegados y ministros de todo el mundo y estuvo a cargo de la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial.

Si se considera la producción hidroeléctrica y la biomasa, hoy las renovables están en el 18%, pero pocos países están avanzando e incluso hay algunos, como Brasil y Canadá, que están retrocediendo.

Hoy todavía hay 1.000 millones de personas en el planeta que no tienen electricidad y las predicciones que el 10% de la población global seguirá en esa situación en 2030. La mayoría de ellos estarán en Africa. De hecho, hoy en Chad, Níger, Sudán del Sur y República Democrática del Congo sólo uno de cada diez personas tiene servicio eléctrico y esa proporción está disminuyendo con el crecimiento poblacional.

Además, está creciendo la cantidad de personas que utilizan combustibles sólidos tradicionales para cocinar, que contaminan el aire y afectan la salud de milones de personas.